ENTRE PALABRAS Y SILENCIOS

lunes, 25 de octubre de 2021

UNA ELECCIÓN LUMINOSA

 


William Turner "Calais Sands at low water"  !832







UNA ELECCIÓN LUMINOSA

 

    He llegado a una edad en la que trato de integrar, lo recogido y aprendido a lo largo de mi vida sobre la luz y la sombra, sobre la paz y la violencia.  Todo se intenta superar —mientras nos sea dado aliento— para llegar a una conformidad personal. La escritura, la lectura, el hilo de la palabra recogida así como los ratos dedicados a la pintura, a la charla con los buenos amigos y sobre todo al amor, me han ayudado a lograr grados de clarividencia y serenidad. Pero de todo ello, si apartamos el luminoso sol del amor, ha sido la escritura quien más influencia ha tenido y tiene en mis inquietudes más íntimas y personales.

    “Lo importante no es escribir cuando se tiene algo que decir, sino cuando se tiene deseos de decirlo”, nos aconseja el escritor mexicano Federico Campbell, ya fallecido. Ojalá ese deseo de escribir —y reescribir— rigiera en nuestra actividad literaria con el máximo de sinceridad. El goce de hacerlo, la necesidad del desahogo, son bálsamos para la mente y para el alma. Al escribir, igual que al leer un buen libro, tomamos conciencia de que no estamos solos, que de esta suerte nos sumamos a un grupo coral donde participan los escritores clásicos, los considerados maestros actuales, sabiendo que influye tanto la tradición como la modernidad, al igual que las disciplinas que alivian la rigidez del intelecto. Cuando escribimos —experiencia, reflexión, búsqueda—, entramos a formar parte de una hermosa trama  que alienta lo mejor de la humanidad. Se trata de ir hacia los otros, para encontrarnos, querernos, y completarnos, creando un sentido de valores en común que nos haga mejores. 

    Escribir es una elección luminosa.


Barcelona a 25 de octubre de 2021      

©Teo Revilla Bravo  







16 comentarios:

  1. Hermosa frase el "Escribir es una elección luminosa", también estoy muy de acuerdo con la cita que adjuntas del escritor mexicano, porque el hecho de escribir debe ser voluntario, íntimo y verdadero, sólo así encontrará un eco en los lectores y en el mismo autor cuando se lea a sí mismo. Sigue escribiendo siempre. Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Karyn, lo haré, porque parece que esto es imparable, tic-tac, tic-tac, hasta que el corazón se pare.

      Gracias y miles de besos.

      Eliminar
  2. A mí me encanta Turner.
    Tu texto es animoso y acogedor

    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Inmma, tus palabras también lo son. Me alegro haya sido todo de tu agrado.

      Eliminar
  3. Para mí Teo, escribir es un placer. Disfruto y aprendo de mí misma. En cuanto a leer, es un aprendizaje que sin él, no sería yo.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Gracias por tu presencia amiga, Nani.
      Esas palabras tuyas, lo resumen muy bien.
      Gran abrazo.

      Eliminar
  4. De acuerdo en llegar a esa conformidad personal a cierta altura de las edades. Y si lo es en base a lo aprendido y recogido, miel sobre hojuelas. Y entiendo el contexto que señalas para ello. Pero…

    Aquí y ahora, y en lo que a mí se refiere, permíteme, resaltan dos, cómo decir, ¿realidades cotidianas?

    No estoy en el mundo literario, más allá de cuatro líneas en un blog, en este medio de comunicación. Y de lo aprendido y recogido en mi vida, sea ello lo que sea, lo que yo sé, o los demás llegasen a interpretar, creo que voy servido, cuestión de “edad”.

    La otra es que si miro a mi alrededor, no acabo de ver, en general, ni oportunidad ni ansia en la mayoría de los demás… Y no quisiera que esto se interpretase como un pensamiento fatalista. ¡Nada más alejado de la realidad!

    “...formar parte de una hermosa trama que alienta lo mejor de la humanidad. Se trata de ir hacia los otros, para encontrarnos, querernos, y completarnos, creando un sentido de valores en común que nos haga mejores.”

    Observo el fluir del río que cruza el valle donde habito, veo alejarse las aguas en dirección a… ¡Dónde quiera que vayan! Reconozco que no me inquieta. Y hasta diría que no me conciernen… ¡Sé, que su destino, si lo hay, es el natural!

    ¿Es el haber llegado a una edad, la mía, con lo recogido y aprendido, lo que me permite expresarme así? 

    Un texto, el tuyo, que ha dado paso al mío. Siempre un placer leerte y escribir.

    Gran abrazo Teo.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Creo que no hace falta estar en el mundo literario para escribir, para ser amante de la escritura y por tanto escritor. Yo también estoy en esa realidad que apuntas, aunque haya publicado algo.

      La metáfora del río es sumamente tranquilizadora. Supongo que logro, a lo largo de la experiencia que nos da la vida, sigue siendo vitalista y cálido. Lo transmites en cada uno de tus escritos, apreciado Ernesto.

      Gracias por tanto. Un abrazo.

      Eliminar
  5. Entiendo querido amigo, tu manera de haber llegado a integrar tantas vivencias para llegar a esa conformidad personal.
    Eso, de alguna manera, es la sabiduría que da el paso del tiempo.
    Tu riqueza interior te delata.
    ¡Claro que escribir es una elección luminosa!
    Lo has descrito de manera sublime.
    Gracias.
    En mi simplicidad, y a años luz de ser escritora, poeta, o pintora, también yo siento algo parecido.
    Se adivina a través de tus letras.
    Creo que es el hilillo sutil que nos une en este mundo virtual.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. La conformidad personal siempre es relativa, apreciada Maripaz, pero sí que la edad te ayuda a saber analizar ciertos aspectos de la vida, a no ser, por decirlo de algún modo, tan imprudentes.

      Tus palabras son toda un estímulo.

      Y, sí: eres escritora, poeta y pintora, si estas actividades te resultan necesarias.

      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Lo importante no es escribir ...sino cuando se tiene deseos de decirlo. Gran frase de Federico Campbell.
    No soy de mucho escribir amigo, pero con el blog he aprendido a dejar algo de mí en cada entrada y veo que es cierto lo que dices de que no estamos solos, formamos un grupo donde cada uno se expresa a su manera y nos comunicamos a través de la escritura.
    Gracias por esta elección luminosa Teo. Buen jueves.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas

    1. Qué bueno eso que me cuentas, Laura, de que en cada blog has sabido dejar algo propio, de que compartiendo formamos una comunidad de afectos y también de aprendizajes: unos de otros nos beneficiamos.
      Gracias y un abrazo.

      Eliminar
  7. Um texto muito pessoal, bem escrito e sincero.
    De facto, com o passar dos anos, vamos adquirindo aprendizagens de todos os géneros y todas elas nos enriquecem, pero la escrita es la mejor de todas elas en mi opinião. Através dela, desabafamos, pomos a nu nuestros estados de alma e comunicamos com os outros.

    Abrazo y muita saúde, Teo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Céu por tan cálidas palabras, más si llegan adornadas con ese aliento portugués o brasileño que es pura poesía.
      La lectura, ya ves, como la escritura, nos comunica de la mejor manera.
      Abrazo.

      Eliminar
  8. Yo no soy escritora, ni podría hacer un pequeño poema. Pero te cuento tengo un diario donde solo escribo cuando me siento triste. Para mi es una manera de desahogo, pero son puros garabatos. Te sigo, me gusta tu blog. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que sí, que eres escritora y lograrías escribir un pequeño poema: la sensibilidad de llevaría a ellos si te lo propones. Los diarios y la tristeza, van bastante unidos, pues son un gran desahogo, un lugar donde volcar los males que nos aquejan; también las alegrías. Un reflejo de vida son.
      Gracias y un abrazo grande.

      Eliminar